Cabeceras especiales

Cabecera

CUCHILLO JABONERO

¡Bendita hemeroteca!

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
18.12.2014 | 05:00

El otro día abrí mi ordenador y, rebuscando por internet en mis ratos de aburrimiento, descubrí una declaración de Paolo Vasile en el FesTVal de Vitoria de 2013. “Habrá segunda edición de Campamento de verano en 2014”. Por más que he mirado en la parrilla de todo este año, no he encontrado nada de aquel programa presentado por Sonia Ferrer en plena sierra madrileña. Rebusqué, pero no lograba dar con ningún vídeo de aquella segunda edición. ¿Y si no existió? ¡Bendita hemeroteca!, pensé. Gracias por hacerme pensar que volvería a ver a la ganadora de un Premio Nadal entre cabras.

Todavía descompuesto por esta trágica noticia, intenté recordar si se trataba de un caso aislado. Pero no. Me desilusionaron más veces. Telecinco anunció allá por 2009 que rodaría una cuarta temporada de Sin tetas no hay paraíso. Sin el duque, sin Cata. ¡Sí, sin Cata! Finalmente, unos meses más tarde, la idea se quedó en el papel. Me prometieron nuevos capítulos de Familia, me dijeron que habían pedido nuevos guiones. Y nada, que más que busco no hay ni rastro.

Lara Álvarez sobre Mediaset: "Consideré que mi trabajo no era valorado"

Decidí dejar de buscar proyectos que finalmente no pude ver y preferí echar un vistazo a otros asuntos de actualidad. “Lara Álvarez ficha por Mediaset España”, leí en la prensa. Pero, ¿esta chica no había estado ya en Telecinco presentando las motos y desapareció con un portazo? “Mediaset puso unas condiciones en la mesa con las que yo no estaba conforme para poder cumplir bien mi trabajo. Consideré que mi trabajo no estaba siendo valorado”, me comentase durante la presentación de Jugones, tu primer programa en laSexta. ¡Bendita hemeroteca! Ahora vuelves a Mediaset sin proyecto concreto. Pero es Mediaset.

A Lara no es a la única a la que le puede venir mal tirar de archivo. Fue la pechotes, alias Isabel Mateos, la que dijo sólo hace unos días en Un tiempo nuevo que no le gustaba que la llamasen con este apodo. Dos días después cogía la mochila para ir a su primer día de cole a Todo va bien. Parece que tus propios compañeros no te escucharon. O que con un cheque encima de la mesa todo suena mejor.

Mucho menos tardó en decir algo incoherente José Antonio Sánchez, presidente de RTVE, antes de su comparecencia ante la Comisión Mixta del Congreso. Cuando le preguntaron sobre la entrevista de Sergio Martín a Pablo Iglesias, el jefazo contestó a la prensa: “No la ví. No puedo opinar. No lo sé”. Unos minutos después, ante diputados y senadores, Sánchez contestó (ante la misma pregunta) que le pareció “impecable”. ¿Mintió a la prensa el todopoderoso de TVE? Algunos pensaron que sí. ¿Es que no la pudo ver en un descanso, entre pregunta y pregunta, a través de su teléfono móvil? Malpensados. ¡Bendita hemeroteca!

Otro que parece no acordarse de lo que aparece en los medios es Andreu Buenafuente. Allá por 2011, cuando acababa de fichar por laSexta, el presentador dijo aquello de “no compartiría nunca cadena con programas en los que se grita”. Su programa en laSexta echó el cierre y el catalán se quedó en la calle, sin programa televisivo a la vista. A finales de 2013, antes de su regreso a Atresmedia, se hizo público que coqueteó con Paolo Vasile. Parece que la necesidad, en ocasiones, tapona los oídos. O el simple uso del mando a distancia soluciona los problemas.

Carmen Lomana no soportaba a Telecinco. Ahora se pasea por sus pasillos como hija pródiga de la cadena. Ya pocos recuerdan que Risto Mejide se enfrentó a Ana Rosa Quintana publicando en Youtube un vídeo censurado por Mediaset España en que el que se relacionaba a la presentadora con la filtración de la carta del Defensor del Menor contra Belén Esteban. Eran tiempos del G20. Al propio Frank Cuesta se le olvidó que dijo que estaba cansado “de la hipocresía de la televisión” cuando apenas unos meses después regresaba a la pequeña pantalla con un programa en Cuatro. Ya saben, donde dije digo, digo Diego. Y donde dije Diego, está la hemeroteca. Y ahora: ¿alguien ha encontrado la segunda edición de Campamento de verano?