Cabeceras especiales

Cabecera

MODA EN LA TV

El look de la semana: una princesa para cada estilo

Rym, Yiya y Marta, las princesas de Cuatro (Mediaset)
Rocío Ponce
@rponcedominguez
16.01.2016 | 05:00

Uno de los programas de los que más jugo podremos sacar esta temporada es Un príncipe para tres princesas. Como viene siendo habitual con este formato, priman el color y los diseños llamativos acorde con la genial estética del dating show. La personalidad de cada protagonista marca su vestuario y lo enfatiza incluso. Suerte que a los aspirantes les pusieron esmoquin para empezar, ver los looks que traen de casa es un suplicio, cosa que también pasa a menudo con las princesas. Pero para la presentación oficial sacaron su mejor look posible para hacer una declaración de intenciones.  

Princesa Barbie

Rubia y tradicional, va a la iglesia, lee muchos libros románticos y ve miles de películas de amor. Se llama Marta y por si fuera poco es de un pueblecito de Sevilla. Cuando nos la presentaron derrochaba ese glamour de los cuentos de hadas, el que espera vivir con el príncipe que encuentre en el programa. Luján le dijo que iba caqui y guapa. ¿Cómo no hacerlo con ese recogido alto, pendientes de piedras y vestido palabra de honor rosa bebé con falda en línea A de largo midi? El diseño lo firma Hannibal Laguna, para las interesadas.

Princesa oriental

Y cuando el algodón de azúcar ya se nos ha subido al cerebro y casi vemos a los ponnys paseando por el jardín con las crines del arcoiris… llegó otra princesa: Rym. La pelirroja que se autodenomina la princesa oriental es mitad marroquí-mitad española y residente en Marbella. Quiere un príncipe con dinero y belleza interior, le gusta el lujo y vivir “de guay”. Ella se define como musulmana cool porque bebe champán y come jamón. A Rym le gusta el brilli brilli, y no contenta con un minivestido de Motufashion con transparencias, flecos y brillos, también llevó maxicollar de pedrería.

La antiprincesa

Pero faltaba algo… una traca final. Y esa la pone Yiya. Morena y salvaje con tendencia a reventar vidas. Esa presentación es inmejorable. Su look también es diferente al de las otras dos princesas. Esta es más urbana, más torbellino con un peinado pin up, un vestido verde sofisticado de Colour Nude que marcaba sus curvas con clase y destacaba sus hombros y con escote a la espalda. Y que no falten los tacones con superplataformas dragqueenescas.    

¿Cuál fue vuestro look favorito? ¿Sois capaces de elegir una favorita? El toque infantil de Marta, los desayunos con diamantes de Rym o el “punch” desvergonzado y sexy de Yiya.