Cabeceras especiales

Cabecera

OPINIÓN

Telecinco, capaz de matar su serie estrella por su odio a la ficción de Atresmedia

La cadena no tuvo inconveniente en alargar 'GH VIP' y retrasar 'Señoras del (h)AMPA' para dañar el estreno de 'Toy Boy'.

Cuarta gala de 'GH VIP' (Mediaset)
Cuarta gala de 'GH VIP' (Mediaset)
Juan M. Fdez
@juanmafdez
28.09.2019 | 08:00

Hace ya algunos días recibía un mensaje en el que me comentaban que era demasiado duro al decir que “tampoco se les escapa a muchos la actitud revanchista que siempre ha tenido Mediaset España con sus rivales, a los que no duda en humillar y destrozar siempre que puede”. 

Entonces linkaba a un tema anterior en el que explicaba que estaba claro estaba claro que “la televisión es un mercado y cada empresa es libre de utilizar las mejores estrategias para liderar sobre su rival", pero que a veces a los directivos de Telecinco se les nubla la razón por su afán de humillar al contrario.

¿Qué necesidad había de volver a lanzar el mensaje de que no te tomas en serio la ficción?

Sólo han faltado tres semanas para que esas palabras estuvieran más que justificadas. Y es que, en su odio y desprecio a Antena 3 y, concretamente a su ficción, Mediaset España era capaz esta semana de matar a su serie estrella con tal de ver fracasar a su rival.

Les hablo de lo que pasó el miércoles con Señoras del (h)AMPA. Antena 3 estrenaba Toy boy y, con el único propósito de hacerle el mayor daño posible, el grupo no dudó ni un minuto en alargar GH VIP: Última hora y retrasar hasta 40 minutos el estreno del séptimo capítulo de la serie de Mandarina. 

Esta estrategia, como no podía ser de otra manera, no gustó nada a los seguidores de la serie de Mandarina, así como a algunos de los miembros de la ficción. Uno de sus creadores, Carlos del Hoyo, comentó en Twitter: "Las 23:20 horas... Pues bien". También Alberto Velasco dijo que "estoy flipando fuerte". 

Al día siguiente, como no podía ser de otra manera, Mediaset España recogió los frutos de esta estrategia: Toy Boy tenía un frío estreno, pero Señoras del (h)AMPA caía por debajo del millón de espectadores.

Y muchos nos preguntábamos: ¿qué necesidad había de enfadar a los espectadores y volver a lanzar el mensaje de que no te tomas en serio la ficción después de llevar meses intentando trabajar por una marca?

Telecinco es la cadena líder del mes con un 14,9% de cuota de pantalla, 3,5 puntos más que Antena 3. ¡3,5 puntos! Es decir, que ni está en peligro su liderazgo ni pasa nada porque su rival gane un día sobre todo teniendo en cuenta la crisis que vive la ficción en abierto.

No basta la victoria

Pero, como decíamos, a Mediaset no le basta con la victoria. Ganar nunca es suficiente. Necesita humillar y destrozar al otro para que les sirva de lección al resto. Y todo ello aunque suponga no respetar ni a espectadores, ni a medios, ni a productoras, ni tan siquiera a talents. 

Todavía recuerdo cuando obligaron a Laura Pausini a cambiar su agenda de la noche a la mañana porque tenían que doblar la final de Supervivientes para que fuera este formato y no Factor X el que se enfrentara a La Catedral del Mar.  

No obstante, aquellos que tengan un poco de memoria recordaran el poco respeto que siempre ha tenido el grupo con el público de ficción: Hospital Central, La Fuga, Homicidios… Todavía recuerdo el enfado de Eduardo Noriega por retrasar el comienzo de su serie. 

"Deben de tener mal la hora los de Telecinco. Tácticas de la cadena. No es serio y poco respetuoso con los espectadores. Aún así, ¡que la disfrutéis!", escribió el actor en su cuenta de Twitter.

Asimismo, la otra actriz protagonista, Celia Frejeiro, también criticó a la cadena por esta decisión. "¡Que yo sepa no han cambiado de día Homicidios! A mí también me parecen una falta de respeto estos cambios de horario. Paciencia amigos", escribió la joven.

Finalmente, Telecinco obtuvo su 'castigo' y Homicidios marcó mínimo de temporada con un 12,3% y 1.875.000 espectadores, "un dato no tan desastroso", según el director de Contenidos de la cadena Manuel Villanueva, pero lejos de la audiencia cosechada por Gran Hotel, que se convirtió en el mejor estreno de la temporada con un 20% y 3.719.000 espectadores.