Cabeceras especiales

Cabecera

ESTRENO

'Apaches', la serie que parecía que nunca llegaría a la televisión

Antena 3 estrena este lunes la serie después de cuatro años de espera.

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
08.01.2018 | 13:00

Han pasado ya casi cuatro años desde que Atresmedia anunciara que se hacía con los derechos para adaptar la novela Apaches de Miguel Sáez Carral. Y, por fin, este lunes se estrena la serie de televisión que ya se enseñó a los medios de comunicación hace dos años y medio. Una de las ficciones que más ha tardado en llegar a la pequeña pantalla desde que terminara su rodaje.

El no estreno de Apaches ya era motivo de mofa. Parecía que jamás llegaría a Antena 3 esta serie de televisión y que, después de tanto tiempo en un cajón, caería en el olvido. De hecho, sobre el estreno de esta serie fueron preguntados distintos directivos del grupo Atresmedia a lo largo de estos últimos años y todos respondieron lo mismo.

“Todas las series que tienen un principio y un final no tienes la necesidad de testarlas. En cambio, si en una parrilla hay presupuesto para dos o tres series lo que tienes que hacer es testar siempre las series que tienen continuidad. Es una cuestión de que es una serie cerrada y, presupuestariamente, su retraso es por la parrilla”, decía Sonia Martínez a BLUPER hace ya dos años.

No es la primera vez que Antena 3 ha actuado de esta manera con series que no tenían opción a una continuación. Pasó con El tiempo entre costuras, que estuvo un año escondida después de finalizar su rodaje, el pasado año con El incidente o la todavía esperada La catedral del mar. Y es que en Antena 3 tienen muy claro que las series que pueden ser renovadas tienen prioridad en su escaleta.

Es una cuestión de tiempos: una serie capaz de tener una segunda temporada necesita que su produzco haya sido testado frente a la audiencia para desmantelar o no decorados. Sin embargo, una ficción ya enlatada y empaquetada, sin opción a renovación, puede jugar más con el tiempo y encontrar su hueco perfecto para brillar más.

Una historia que prefirió la televisión al cine

"Cuando empecé a ver que le salían muchas novias empecé mi ritual de cortejo y Miguel nos eligió"

Es una historia de muchas primeras veces. Es la primera novela de Sáez Carral, el primer proyecto de Emilio Pina cuando fichó por New Atlantis y la primera vez que Daniel Calparsoro dirigía una serie de larga duración. "Soy una de las primeras personas en leer el libro antes de que se publicase. Pensaba que Miguel quería dar el salto al cine. Cuando empecé a ver que le salían muchas novias empecé mi ritual de cortejo y Miguel nos eligió", contaba Sonia Martínez en 2015.

"Miguel ha renunciado a cosas para hacer la serie. Ha sido capaz de renunciar a cosas que le tocaban muy de cerca al ser una novela autobiográfica", relataba Martínez.

El propio autor de la obra cuenta que Apaches "es una historia que va sobre la lealtad, el sacrificio. Esas historias se concentran en una familia, unos amigos y un barrio. Arranca en los años 90 cuando Miguel descubre que su padre, un hombre que le ha ayudado toda su vida, está arruinado".

Apaches es una serie atípica porque sólo tiene una trama

"Apaches es una serie atípica porque sólo tiene una trama. El resto de personajes intervienen en algún momento y provocan los giros. La serie cuenta la misma historia pero lo hace de una forma diferente. Como autor de la novela estoy muy satisfecho con el resultado", declaraba Miguel Sáez Carral.

El regreso a sus orígenes

La historia, ambientada en el madrileño barrio de Tetuán de los 90, arranca cuando Miguel (Alberto Ammann), un joven y prometedor periodista, debe abandonar su acomodada existencia para salvar de la ruina a su familia y vengar a su padre, víctima de la avaricia de unos socios que le estafan y están a punto de acabar con su vida.

La necesidad de recuperar lo que les ha sido robado y de vengar a ese hombre que ha dedicado toda su vida a cuidar y proteger a su familia, le lleva a buscar la ayuda de Sastre (Eloy Azorín), su mejor amigo de la infancia, que con el paso de los años se ha convertido en un pequeño delincuente. Juntos comienzan a atracar las joyerías y las fábricas de relojes de todos aquellos que participaron o colaboraron en la ruina del padre de Miguel.

Golpe a golpe va consiguiendo acercarse a la meta que se ha propuesto hasta que una chica, Carol (Verónica Echegui), se cruza en su camino. Las difíciles relaciones con sus hermanas, la ruptura con su antigua vida, el reencuentro con un pasado que intuía enterrado y su relación con la amante del capo del barrio llevarán a este periodista reconvertido en atracador de joyerías por una temeraria senda.