Cabeceras especiales

Cabecera

MODA EN LA TV

Todas las polémicas del biopic de Whitney Houston

Yaya Dacosta caracterizada como Whitney Houston
Rocío Ponce
@rponcedominguez
16.01.2015 | 12:21

Es el biopic más esperado del año. La TV movie que Lifetime estrena el 17 de enero (en España aún no tiene canal), protagonizada por Yaya Dacosta y Arlen Escarpeta y dirigida por Angela Basset, ha recibido críticas y ha estado rodeada por la polémica desde que se concibió el proyecto de contar la historia de Whitney Houston.

Es otro biopic más. Sí, tampoco van a sorprender demasiado. Pero, ¿a qué fan no le apetece ver la recreación de la atormentada vida de su ídolo? Todos sabemos la historia, como ha ocurrido con el que recientemente estrenó la misma cadena de la cantante Aaliyah. Este acabó siendo vapuleado por la crítica y también contaba con el rechazo de la familia, que prefiere llevar la historia a la gran pantalla. ¿Ocurrirá lo mismo con el caso de Whitney?

A mi madre la interpreto yo”

Bobby Kristina, única hija de Whitney Houston, se quejó públicamente de no ser la protagonista del telefilme. Al parecer ella y su madre habían hablado de que, si algún día surgía la oportunidad, la joven sería quien interpretara a la diva. Para echar más leña al fuego, a esas declaraciones en contra del casting sumó una serie de insultos en Twitter contra la directora cuando ésta se defendió diciendo que Bobby Kristina no interpreta a su madre porque no es actriz.

Por su parte, la madre de Houston pidió que se la dejase descansar y aseguró que nadie de la producción la conocía bien ni tampoco los detalles de su relación con Bobby Brown como para contar la versión de los hechos. Lo que sí es cierto es que Angela Basset (que se estrena como directora) conoció a Houston cuando ambas participaron como actrices en la película Waiting to Exhale en 1995. A estas declaraciones, el actor que interpreta a Bobby respondió diciendo que entendía la reacción pero que él siente que la están honrando y que le hace justicia.

¿Hasta dónde y cuánto contar?

La historia no puede comenzar de otro modo, una vida de película que parece realmente una película: una chica del coro de una iglesia de Nueva Jersey que se convierte en una diva de la música. El problema era en qué punto poner el final. ¿Antes o después de la controvertida e inesperada muerte de Whitney hace solo dos años?

Al final se ha optado por no contar su trágico fallecimiento, pero sí relatar aspectos polémicos como su adicción a las drogas, la peligrosa relación con Bobby Brown (quien, al parecer, no va a salir nada bien parado) y sus problemas para manejar la fama. Nada que no sepamos por los medios e incluso el reality Being Bobby Brown (2005), que solo tuvo una temporada tras la negativa de Whitney a renovar otra.

¿Quién es la protagonista?

Yaya Dacosta es una neoyorkina de 32 años conocida por su segundo puesto en la tercera edición del reality America’s Next Top Model (2004) y sus posteriores papeles secundarios en cine y TV (Ugly Betty, Tron, The Butler). El trabajo de caracterización y vestuario ha conseguido un aceptable parecido entre ella y Houston.

Mona May ha sido la encargada de replicar ese codiciado armario. La diseñadora de la emblemática película Fuera de onda (1995) se ha enfrentado al reto de recordar el estilo del icono, así como algunos vestidos y looks que han quedado para siempre en la memoria de los fans.

En una entrevista, May aseguró que comenzaron el trabajo en el año 1989 con el ascenso a la fama y tuvieron que recrear otros como el vestido de novia y trajes de diferentes actuaciones. Algunas piezas fueron creadas y otras alquiladas. “Cuando haces una película histórica hay mucha documentación detrás, tomé su esencia y, en mi opinión, Whitney era muy sencilla y clásica, llevaba vaqueros con camiseta blanca y eso es algo que sigue vigente hoy en día. Utilizaba muchos cuellos altos y era muy de la moda de los 90 al combinar prendas y colores”.

El vestido de novia de Whitney, de encaje francés, fue diseñado por Mark Bouwer y le costó 40.000 dólares en 1992. Aunque para la fiesta posterior lució un vestido morado, su color favorito. Otro de los momentos replicados es la portada del disco Whitney (1987) con una simple camiseta blanca. De las actuaciones destaca el mono rojo de pedrería de los premios Billboard de 1993 en los que subieron al escenario Bobby y ella vestidos a juego.

La voz de Whitney

Otra de las grandes polémicas del biopic es sobre la voz que se oirá cuando Whitney cante. Por problemas de derechos no ha podido ser la de la propia cantante. Tampoco será la de la actriz Yaya Dacosta, que hará playback cuando suenen temas como The Greatest Love of All, I’m Your Baby Tonight, I’m Every Woman y I Will Always Love You. Pero si no suena la verdadera Whitney, ¿quién será?

Las canciones han sido grabadas por la nominada a un Grammy Deborah Cox. La cantante canadiense, que asegura sentir su estilo influenciado por el de Houston, sabía que el reto al que se enfrentaba era enorme. Deborah y Whitney se conocieron y grabaron juntas el tema Same script, different cast en el año 2000. “La clave era cantar con un tono lo más cercano posible al de Whitney, desde el corazón. No había nada de Deborah en las canciones. Su tono es redondo y cálido. La idea era crear su esencia”.

La reacción de la crítica no es negativa ante el trabajo de Cox, los fans no se ponen de acuerdo. En Twitter ya hay comentarios favorables (“Al menos se acerca un poco”), otros desearían que no hubiera aceptado y al parecer, en los pases con públicos ha sido muy aplaudida. El resultado se puede escuchar aquí.