Cabeceras especiales

Cabecera

REPORTAJE

'Hotel Glam', el 'Mississippi' o 'Sálvame': La aportación de la televisión a la cultura basura de España

Málaga acogió una mesa redonda sobre cultura trash donde la pequeña pantalla fue clave

Mike Medianoche
@mikemedianoche
08.10.2017 | 14:30

Este fin de semana Málaga celebra su I Festival de Cultura Basura, y que ha contado, entre otros, con la presencia de Eduardo Casanova como invitado. Este sábado por la tarde, las intalaciones de La Térmica acogió una mesa redonda donde se habló sobre tema bajo el título Cultura Basura: intención o ingenuidad.

El articulista Jordi Costa moderó la charla, que contó con el dibujante de cómics Nazario, la youtuber Esty Quesada (Soy una Pringada) y la periodista Valeria Vegas, autora de las memorias de La Veneno.

Para Valeria, la cultura basura es “una cultura que se consume, como una canción del verano, como una película que no llega a ser mainstream, y que luego la gente tiene vergüenza de reconocer que le gusta, y quien lo consume lo hace como un placer culpable”. A partir de entonces, la televisión nacional y los personajes del corazón más catódico se convirtió en un referente en este tipo de contracultura.

Valeria Vegas, Jordi Costa, Nazario y Esty Quesada durante la mesa redonda

La misma periodista afirma que se dio “cuenta de que me gusta la cultura basura en el año 2000-2001, cuando nace lo que Boris bautizó como el Tamarismo. Cuando surge ese fenómeno, en el que toda España hablaba de lo mismo, me encantaba Tamara, que me recordaba a Batman y todos sus villanos. Catwoman, Enigma, el señor Pingüino, y allí la teníamos a ella enfrentándose a todos los malos, Leonardo Dantés, Loly Álvarez, Paco Porras. Y ella creía que lo hacía bien, y sufría, y eso es lo que me gustaba”, explicó Valeria, que aplaudió ingenuidad de la artista hoy conocida como Yurena, en contraposición a la intencionalidad de John Waters, a quien también homenajea el Festival.

Trash característicamente español

Jordi Costa pidió a los participantes que eligiesen un momento trash característicamente español, que no se pudiera dar fuera de nuestras fronteras. Para Nazario fue las imitaciones que la transformista Paca La Tomate hacía de Isabel Pantoja con un muñeco haciendo las veces de Paquirrín, mientras que Esty puso en valor la figura de Aramís Fuster, para la que pidió un aplauso. “Es una señora que me encanta, me parece la fantasía máxima”, explicó la joven.

Así, decantó por “el libro negro de Callejeros” y por su intento de suicidio del verano pasado. “Se abrió un canal de Youtube, se intentó suicidar y luego la vieron desubicada y calva, y pidió que la llevaran a los platós de Telecinco. Hizo el drama del siglo, se puso tiritas que eran cachos de celo y no había heridas debajo, y montó un circo. Y a los dos días salió con su peluca y ropa de dominatrix echando los tejos al Matamoros en el Sálvame, y me parece fantástico”, recordó Pringada.

Por su parte, Valeria Vegas apunta además de cualquier momento protagonizado por La Veneno, a la vez que Marujita Díaz apareció sobre un descapotable blanco, en unas imágenes emitidas en Esta noche cruzamos el Mississippi y en el que dijo a los reporteros “chicos, se acabó el cutrerío”. “Ahí empezó realmente el momento fuerte de la telebasura” puntualizó Vegas, quien indicó sobre Aramís que su momento favorito fue el de “vivimos en un país democrático. ¡Te quieres callar!”.

Carmen de Mairena vs Chiquito de la Calzada

Sobre la figura de John Waters se habló de cómo creó su propio star system, y se intentó buscar un símil nacional. Así surgió el nombre de “doña Carmen de Mairena”, de la que Valeria Vegas se declaró incondicional. “Habría que ponerle una plaza en Barcelona, nos divierte de verdad. ¿Qué diferencia a Carmen de Mairena de Chiquito de la Calzada? Carmen me parece igual de graciosa, divertida y cachonda”.

Lo que Carmen Sevilla y La Veneno hacían igual

Otro nombre que se puso en valor fue el de Carmen Sevilla, de la que se dijo que “cuando se muera el 80% de los titulares será la señora del Telecupón, porque en este país lo que haces en los últimos 15 años te marca. De Sara Montiel se recordó más el momento ¿qué pasa, qué invento es esto?  ¡que no me he casado!” que todo lo que ha hecho, cosa que en Estados Unidos no pasaba con Lyz Taylor y sus cinco matrimonios”.

Para Valeria Vegas la época de Telecupón de Carmen Sevilla fue tan emblemática que “lo de menos era si te había tocado el cupón”, pues se convirtió en un fenómeno por cómo se equivocaba y las niñas la corregían en pleno directo. “Allí hubo una utilización mutua, como sucedía con La Veneno, que necesitaba a los medios, pero ambas controlaban su imagen. Carmen sabía que prestándose tendría un beneficio, que la gente joven la conocería por sus meteduras de pata, luego está la labor de cada uno saber qué hay detrás de ese personaje hasta llegar hasta ahí”.  

Reivindicar la basura como Yola Berrocal

Diferenciando sobre intención e ingenuidad en artistas dispares como Waters, Tamara o Alaska, se llegó a Yola Berrocal. “Hay que reivindicar la cultura basura, en el lado opuesto de la cultura, y hay que hacerlo como lo hicieron Malena y Yola en Hotel Glam, cuando dijeron “Señor Aznar, no somos telebasura”. Fue un momento manifiesto al presidente del gobierno, ellas aprovecharon sus cámaras hacer su reivindicación”, recordó Valeria Vegas, algo que Jordi Costa puntualizó que la frase tenía más valor debido a su visceralidad, y que no tendría el mismo peso si lo dijese alguien con más consciencia como el propio John Waters.

Soy Una Pringada dirigirá cine

Esty Quesada habló cómo descubrió el cine de John Waters a través de Pink Flamingos, y afirmó que ella misma se va a atrever con el séptimo arte, pese a que “la sociedad te diga que tienes que hacer una carrera, luego prácticas, y luego dejar que dirijan otros, que tú no sabes”.

Así, afirmó que “lo que voy a hacer, que voy a hacer una serie por cierto, es coger las cosas que me van a dar. No sé dirigir, actuar, ni escribir, y voy a hacerlo porque quiero hacer cine y es la única forma que hay de hacerlo, coges una cámara y grabas”.